Causas de los embarazos múltiples

Un embarazo es considerado múltiple cuando en el útero materno se desarrollan en forma simultánea dos o más embriones. En la especie humana lo habitual es la concepción de un hijo por vez. Esto es lo que sucede en el 97% de los embarazos.

Un embarazo es considerado múltiple cuando en el útero materno se desarrollan en forma simultánea dos o más embriones. En la especie humana lo habitual es la concepción de un hijo por vez. Consulta en este artículo las causas de los embarazos múltiples.

 

Son relativamente poco frecuentes, los embarazos múltiples son considerados de alto riesgo o de cuidado especial. Esto no significa en modo alguno que necesariamente vayan a presentarse complicaciones. Significa simplemente que es menos habitual esperar dos o más bebés que esperar uno, y que esto implica una exigencia extra al cuerpo de la futura mamá.

Por esta razón, los médicos recomiendan en este tipo de embarazos más atención e incrementar los cuidados y recaudos respecto de otros embarazos.

¿Cuáles son las causas un embarazo múltiple?

Existen diversos factores, naturales y tecnológicos, que pueden predisponer a la futura mamá a un embarazo múltiple. Entre los factores naturales, los más relevantes son:

  • La herencia genética. La posibilidad de un embarazo múltiple debe ser tenida en cuenta siempre que la embarazada cuente con antecedentes familiares de mellizos o gemelos. Ese antecedente incrementa la probabilidad de un embarazo múltiple, es decir que si tú tienes una melliza o en tu familia existen mellizos hay más posibilidades de que se repita nuevamente. La tasa es de uno en 60 embarazos.
  • El embarazo múltiple se produce en algunas mujeres que tienen en su organismo un gen que predispone a una doble ovulación. Es decir, si eres hija de una madre que tuvo mellizos, o si tienes una tía con mellizos, es probable que también tengas mellizos. Asimismo, el hombre también puede transmitir este gen a su hija. Significa que si el padre es mellizo (o en su familia hay casos de mellizos), él puede transmitir este gen a su hija, por lo cual ella tiene una mayor posibilidad de tener mellizos.
  • La edad. Como si se tratara de una carrera contra reloj, con el paso del tiempo el cuerpo femenino produce más hormonas que estimulan la ovulación, y los ovarios liberan más óvulos cada mes. A partir de los 30 años aumentan las probabilidades de un embarazo múltiple.
  • Cantidad de embarazos. El hecho de haber tenido uno o más embarazos y partos previos, en especial un embarazo múltiple, aumenta la probabilidad de tener un embarazo múltiple.
  • La raza. Las estadísticas indican que la proporción de embarazos dobles varía en las distintas regiones del planeta y según la raza de la madre.

Te puede interesar

La vacunación en el embarazo

Para proteger a la futura mamá y a su hijo en camino, es importante aplicar las vacunas necesarias fuera del primer trimestre de embarazo. Sin embargo, hay vacunas, como la de la influenza, que pueden aplicarse en cualquier periodo de la gestación.

Para proteger a la futura mamá y a su hijo en camino, es importante aplicar las vacunas necesarias fuera del primer trimestre de embarazo. Sin embargo, hay vacunas, como la de la influenza, que pueden aplicarse en cualquier periodo de la gestación. Infórmate sobre la vacunación en el embarazo que debes seguir.

La inmunidad de la madre se transmite al bebé durante la gestación. Esta protección materna resguardará al recién nacido hasta que pueda recibir sus primeras vacunas. Por esta razón, es muy importante que la mujer revise su calendario de vacunas para evaluar con su médico cuáles son las recomendaciones que deberá seguir antes, durante y después del embarazo.

Vacunación en el embarazo

  • El beneficio de vacunar a las mujeres embarazadas normalmente sobrepasa el riesgo potencial cuando se dan las siguientes condiciones:
  • Las probabilidades de exposición a una enfermedad son altas
  • La infección implicaría un riesgo para la madre o para el feto

Durante la gestación, y de acuerdo a la indicación del obstetra, se recomienda aplicar las siguientes vacunas:

  • Vacuna contra la hepatitis A y B: si la embarazada tiene alto riesgo de contraer la enfermedad.
  • Vacuna antigripal trivalente inactivada
  • Antimeningocóccica polisacárida y conjugada: sólo si la embarazada presenta algún riesgo.
  • Tétanos / difteria
  • Vacuna triple bacteriana acelular contra tétanos, difteria y pertussis: sólo si la embarazada presenta alto riesgo.

Asimismo, hay otras enfermedades prevenibles por vacunación que pueden ser poco frecuentes en tu lugar de residencia, pero que son comunes en otras regiones. Por este motivo, si piensas hacer un viaje internacional, no dejes de consultar sobre las vacunas recomendadas según sea el destino.

También, es importante saber la opinión de tu médico si trabajas en instalaciones relacionadas a la salud, o tienes ciertas enfermedades crónicas como diabetes, hipertensión o afecciones cardiovasculares.

 

Te puede interesar